Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

Ciudad Real, 09-11 de Mayo de 2017

Ciudad Real, 09-11 de Mayo de 2017

Buscador

Buscar

SALA DE PRENSA

NOTAS DE PRENSA

Marta Robles: "Hay que acercar el vino a los más jóvenes y la moda es el maridaje perfecto"

La periodista y escritora moderó en la segunda jornada de FENAVIN 2013 la mesa redonda "Vino y moda" acompañada de diseñadores, expertos y grandes profesionales del sector como Elisa Bracci, Carla Royo Villanueva, Carlos García Calvo y Alicia Hernández

08.05.2013 | 

Con la apuesta personal de dar un paso más en el reto de poner al vino en la moda y de moda, la periodista y escritora Marta Robles defendió en FENAVIN 2013 la tesis de acercar el consumo de vino entre los jóvenes españoles y para eso, a su juicio, el maridaje con el mundo de la moda es importantísimo, "pues los jóvenes sí que están preocupados y mucho por la moda". En su opinión, el vino, que forma parte de nuestra cultura y tradiciones, debe recuperarse en la conversación, en la cotidianeidad, en la vida en definitiva, "sin olvidar de ser algo más "chovinistas" como los franceses, triunfaríamos más y venderíamos mejor".

Junto a Robles intervinieron en la mesa redonda "Vino y moda" los profesionales de la moda Carla Roya Vilanova, creadora de la firma Carla Bulgaria Roses Beauty; Carlos García Calvo, escritor, periodista y experto en moda; Elisa Bracci, diseñadora y Alicia Hernández, directora creativa de la firma Dolores Promesas.

La moderadora destacó la presencia del vino en la moda desde hace tiempo, ejemplificándola en los numerosos diseños de etiquetado de vino hechos por grandes diseñadores o el vínculo que se produjo en los desfiles de los años 80 donde se puso de moda disfrutar de una copa de vino español maridado con un buen queso. A este respecto, Robles y Bracci rememoraron las grandes fiestas del diseñador manzanareño Manuel Piña, donde los máximos exponentes eran el vino y el queso de su tierra.

Marta Robles, habitual asistente a FENAVIN y moderadora de varias mesas redondas en la edición de 2013, consideró que el crecimiento de la Feria es extraordinario, "cada vez va a más, llega a más rincones y se amplía la representación de expositores, me parece mejor que nunca, en los que las bodegas de Castilla-La Mancha han recogido y siguen recogiendo un fruto extraordinario".

La experta en moda Carla Royo opinó que ambos campos, vino y moda juntos, han creado tendencias entendidas como lujo y buen gusto, donde se ha vinculado el champagne y la alta costura o la creación de etiquetas por parte de diseñadores de moda. Además, destacó otras similitudes de ambas actividades como la bonita estética o un similar target. A este respecto recordó la historia de la gran dama del champagne francés, Barbe Nicole Pousardin, precursora en muchos aspectos, "fue la primera que puso etiquetas en las botellas de champagne, honró a sus principales clientes rusos con un guiño en el color del etiquetado, puso de moda la transparencia del champagne con el removido, fue una visionaria, unió la moda y estética con el vino".

Carlos García Calvo, como embajador de Moët&Chandon y de la bodega Numanthia de Toro en Zamora, consideró que el vino está muy de moda, "nunca dejó de estarlo, desde las bodas de Canaán hasta ahora siempre ha estado de moda". Por supuesto en el extranjero, donde muchas bodegas españoles se dirigen a Oriente, o en China, con restaurantes refinados donde se consume vino español.

La firma Dolores Promesas, con el 100% de confección en España, ya tomó contacto con el vino, diseñando una etiqueta para una bodega de Jumilla, trabajo que les abrió la oportunidad de contactar con bodegas "para explotar el made in Spain que tanto valoran fuera y que debemos explotar", apuntó su directora creativa Alicia Hernández.

Por último, para la diseñadora de moda Elisa Bracci el vino tiene algo de sagrado, es una forma de cultura y también un gesto de moda, "antes en el cine se veían a los protagonistas con un cigarrillo, ahora tienen una copa de vino en la mano, se crea tendencia". Apostó asimismo por incorporar el vino en las discotecas para la gente joven, "en París este colectivo ya bebe vino en estos lugares de ocio".

Volver