Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

Ciudad Real, 09-11 de Mayo de 2017

Ciudad Real, 09-11 de Mayo de 2017

Buscador

Buscar

SALA DE PRENSA

NOTAS DE PRENSA

De Lara apuesta en la inauguración de FENAVIN por apoyar y valorizar al viticultor con acciones unánimes

El presidente de Castilla-La Mancha ha inaugurado esta mañana la sexta edición de la Feria Nacional del Vino

10.05.2011 | 

El presidente de la Feria Nacional del Vino y de la Diputación de Ciudad Real, Nemesio de Lara, ha hecho hoy en el acto de inauguración de FENAVIN 2011 una inequívoca apuesta por apoyar, valorizar y potenciar la figura del viticultor, del agricultor productor, en el complejo entramado de la producción, elaboración y comercialización del vino. Ha ido más allá y ha querido dejar claro que esta difícil empresa sólo se puede conseguir con acciones institucionales, asociativas y profesionales planteadas desde la unidad y a través de acuerdos unánimes. "Es necesaria la unidad del territorio, de todos los subsectores y la unidad política, y no guerras partidarias, en la negociación", ha dicho.

Ha añadido que el concepto de desarrollo rural se vacía de sentido sin el agricultor a la hora de fijar población y de crear estructuras humanas estables y vivideras. "Pensemos más en el viticultor", ha reclamado De Lara, quien opina que se podría repartir mejor la tarta. Y ha insistido en que, si no es posible con acuerdos interprofesionales amplios, se debería romper una lanza para que tenga más protagonismo en el devenir de la cadena alimentaria.

Ha otorgado, igualmente, un importante papel al sector vitivinícola. A su juicio, desempeña una estratégica función, sobre todo en lo que concierne al trabajo que los agricultores aplican al cultivo de la viña, a la conservación del medio ambiente y la ordenación del territorio.

De Lara ha recordado que hace diez años tuvieron la idea "cargada de dudas y de sueños" de organizar la Feria Nacional del Vino. "Impregnamos la iniciativa con buenas dosis de fe, de apuesta por un modelo propio y singular de feria centrada en el negocio y en el despliegue de medios técnicos y humanos muy profesionales, además de una conciencia de apoyo y solidaridad con un sector, con los viticultores, con quienes hemos convivido, trabajado y sufrido viendo cómo su dedicación y esfuerzo no obtenían los resultados esperados", ha añadido

El presidente de FENAVIN ha comentado, por otro lado, en el discurso institucional de inauguración que este importante acontecimiento expositivo es "ya con creces la primera feria monográfica del vino de España". Ha precisado, a este respecto, que agradece que haya unos que la utilicen como modelo y otros que copien el proyecto, cosa que ha reconocido que, "al principio, nos sentaba mal". En cualquier caso, según ha remarcado, "las cifras acreditan la calidad y la enorme magnitud de lo que hoy inauguramos".

De Lara ha comentado que es necesario organizar plataformas y buscar alianzas nacionales e internacionales contrarias a la liberación de derechos de plantación que se atisba en el horizonte comunitario, pero particularmente en España y en Castilla-La Mancha. Se ha mostrado, además, preocupado por el alarmante descenso del consumo de vino en España. "No es posible que el país con más superficie de viñedo del mundo esté consumiendo menos de la cuarta parte que se consumía en los años 70", ha aseverado para explicar, a continuación, que "expertos e instituciones tienen que ponerse a la tarea de descomplejizar el vino".

Ha recordado, igualmente, que "el descenso más importante del consumo nacional de vino se ha producido en hoteles, restaurantes y cafetería. En hogares el descenso ha sido menor". "No sería conveniente reflexionar en torno a un acuerdo nacional para lograr limitar los disuasorios precios de venta que en algunos casos registra un incremento del 300 o el 500 por cien?", se ha preguntado De Lara.

En otro orden de cosas, tras apostar por una mayor concentración de la oferta en la marca España sin que pierdan singularidad las denominaciones de origen y las indicaciones geográficas, ha afirmado que FENAVIN se ha preparado pensando en todo el componente humano que hay detrás del vino. "Otros están detrás de FENAVIN, como Ángel Amador y Manuel Juliá, para los que me faltan palabras de agradecimiento, también agradezco al equipo de la feria su colaboración, a la Corporación provincial, a las bodegas y expositores, a los compradores nacionales e internacionales, y a las instituciones colaboradoras y medio de comunicación", ha concluido De Lara.

Importancia trascendental

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, ha asegurado en su turno de palabra que está clara la importancia trascendental que tiene la viña y el vino en la región, tanto desde el punto de vista económico, como social y demográfico. Ha destacado el cultivo de la vid desde el punto de vista medioambiental y se ha mostrado abiertamente en contra, como lo ha hecho De Lara, de la desaparición de los derechos de la plantación y de la chaptalización (ayudar a la fermentación del vino añadiendo azúcares).

Barreda ha apostado por desarrollar una estrategia integral para apoyar el sector del vino. Ha asegurado que se desarrollará una metodología y que se convertirá en un ejemplo más "de gobernar con el conjunto de la sociedad". Ha mencionado acciones como duplicar el cultivo en espaldera hasta 2020 o crear varias organizaciones empresariales de productos de vinos y mosto e incluir en el programa FOCAL, de ayudas al fomento de la calidad agroalimentaria en Castilla-La Mancha, el sector del alcohol en Castilla-La Mancha

Quiere Barreda, al menos así lo ha asegurado esta mañana en FENAVIN, que entre todos se consiga que las exportaciones sean más rentables. También ha hablado de crear una interprofesional del vino de Castilla-La Mancha, un Observatorio del vino, y de la puesta en marcha de un sistema de información de mercados. Se ha marcado el objetivo de aumentar las exportaciones hasta el año 2020 para que representen el 70 por ciento de la producción. "Si somos los que más producimos y elaboramos, tenemos que conseguir ser los que más vendamos. Y hay que incrementar la rentabilidad de nuestros productos", ha comentado.

Ha felicitado al presidente de la Diputación y a FENAVIN "porque tuvo la feliz idea de hacer una gran feria del vino en Ciudad Real y hoy es una espléndida realidad". Ha destacado el hecho de que haya sabido convertir una gran idea en un proyecto y ha felicitado también a todos aquellos que hacen posible la feria, "porque es una gran espaldarazo y una buena nueva para todos nosotros".

La alcaldesa de Ciudad Real, Rosa Romero, ha dado la bienvenida a la capital de la provincia a todos los que participan y visitan FENAVIN. "Descubrirán una ciudad amable, hospitalaria, alegre y bulliciosa, que tiene el reconocimiento de una ciudad de extraordinaria calidad de vida. Visiten nuestros monumentos plazas y parques y hagan acopio de establecimientos que jalonan la ciudad para degustar las ricas esencias de gastronomía manchega acompañada de nuestros excelentes vinos", ha señalado.

Romero ha precisado que el sector vitivinícola es fundamental en la economía española y clave en la región. Ha celebrado que una gran feria del vino tenga lugar en Ciudad Real porque se está convirtiendo, por derecho propio, en una ciudad de congresos de la dimensión y trascendencia de FENAVIN, entre otros eventos nacionales e internacionales.

Ha deseado que los compradores y expositores aprovechen la feria para establecer contactos y hacer negocio, aunque les ha pedido "que no desperdicien la oportunidad de conocer Ciudad Real y sus gentes y de adentrarse en una ciudad dinámica y vital que los recibe con los brazos abiertos".

El director de FENAVIN, Manuel Juliá, por su parte, ha presentado el acto inaugural. Ha dicho, entre otras cosas, que FENAVIN es una enorme nave de negocio "y nosotros habilitamos el entorno para que se venda lo más cómodamente posible". Ha afirmado que FENAVIN tiene que construirse desde la perspectiva de la demanda, "porque es la demanda quien crea el producto".

Juliá ha indicado en otro momento de su intervención que en FENAVIN "lo tenemos claro, desde el presidente al último trabajador: negocio e imagen, ambas son las columnas del éxito. Ojala que todos salgan satisfechos de la rentabilidad obtenida".

Volver